Menu
  • Categoría: Cine

El director y guionista estadounidense Barry Levinson, afirmó que su filme "Rain Man" (1988) no se podría filmar ahora porque es una película "demasiado humana" y la industria apuesta por otros relatos más comerciales.

"El cambio en la industria del cine, desde luego en Hollywood, no hace posible rodar una película como 'Rain man' de nuevo", declaró el realizador a la prensa en el festival de Karlovy Vary, donde mañana recibirá el Globo de Cristal de honor por su contribución al cine.

"Es demasiado humana y se hacen muy pocas películas así. La mayoría son de superhéroes y grandes aventuras", expuso sobre un filme que se llevó cuatro Óscar -mejor película, dirección, actor (Dustin Hoffman) y guion-.

"Rain Man" cuenta cómo al morir su padre, Charlie Babbitt (Tom Cruise) descubre de la existencia de su hermano Raymond (Dustin Hoffman), un hombre autista con una gran inteligencia que vive recluido en una institución psiquiátrica.

La película tuvo una gran recepción entre el público y la crítica y fue la más taquillera en Estados Unidos en aquel 1988.

Para el director, las producciones de empresas como Amazon o HBO son una alternativa a las películas convencionales de Hollywood ya que permiten centrarse más en el desarrollo de los personajes y contar historias más humanas.

Precisamente su último trabajo, "Paterno", con Al Pacino y Kathy Bajer en el reparto, ha sido producido por HBO.

Levinson afirmó también que no ve de nuevo sus películas, aunque ahora en Karlovy Vary ha hecho una excepción con "Rain Man", que ha vuelto a saborear después de tres décadas.

Sobre el reparto del filme, el realizador americano recordó que "Dustin está admirable, capaz de crear un personaje que nunca antes habíamos visto", mientras que el trabajo de Tom Cruise lo calificó de "excepcional".

"Cuando salió la película, creo que Tom no captó toda la atención, pero con los años, te das cuenta de su papel, y que es la fuerza motriz de la película", concluyó el director.

Un realizador que recibirá el Globo de Cristal "por su contribución artística extraordinaria a la cinematografía mundial", con películas como "The Natural" ("El mejor", 1984), "Good Morning, Vietnam" (1987), "Bugsy" (1991), "Disclosure" ("Acoso", 1994), "Wag the Dog" ("La cortina de humo", 1997), "Bandits" ("Bandidos", 2001) o "What Just Happened" ("Algo pasa en Hollywood", 2008).

Ha trabajado con actores como Robert Redford, Robert de Niro, Cate Blanchett, Laura Linney, Michael Douglas, Demi Moore, Richard Dreyfuss, Robin Williams, Bill Murray o Ben Stiller.

Levinson ha producido la mayoría de sus películas, y también ha apoyado desde esta posición a directores como Mike Newell en su drama policíaco "Donnie Brasco" (1997).

El Globo de Cristal de honor ha reconocido en pasadas ediciones a realizadores como William Friedkin, Jerry Schatzberg o Ken Loach; guionistas como Paul Laverty o actores como Tim Robbins y Richard Gere.